Muchas personas que han superado un cáncer viven en estado permanente de alerta ante la aparición de un nuevo tumor, lo que afecta a su salud física y mental. De modo que los expertos de la aseguradora médica Cigna ofrecen algunos consejos para evitar situaciones de estrés. Tomen nota.

Durante la pandemia escuchamos hablar mucho acerca de la resiliencia. «El final del tratamiento suele generar tanto alivio como estrés. Por eso, cultivar la resiliencia es fundamental para que la sobrecarga emocional derivada de esta situación no afecte a su bienestar integral», señala María Sánchez, e-Health Medical Manager de Cigna España.

Tener esa capacidad de adaptación cuando se padece una patología como el cáncer es determinante, pero también lo es centrarse en el presente, contar con una red de apoyo fuerte o establecer un patrón de sueño saludable.  

«Desde que comenzó la crisis sanitaria derivada de la COVID-19 se han incrementado los problemas de sueño entre la población. Un trastorno que se agrava aún más cuando se produce una alteración emocional intensa como el miedo a la posible recurrencia del cáncer».

Cigna España.

De manera que adoptar unos hábitos de sueño saludables puede ayudar en este sentido.

Para una buena higiene de sueño, es fundamental evitar sustancias excitantes como la cafeína o la teína, exponerse a la luz de la mañana para generar sincronización circadiana; y es conveniente establecer una rutina para acostarse y levantarse.

Algunos consejos de los expertos

Con el objetivo de ayudar a los pacientes oncológicos a recuperar la confianza en sí mismos y que ese miedo a una recaída no les deje paralizados desde la empresa sanitaria ofrecen algunas recomendaciones:

Mujer postura yoga
Mujer postura yoga.. Foto: Pixabay©
  • Proyectar las ideas hacia el presente y adecuar las expectativas. Esta es una ardua tarea puesto que volver a una vida totalmente plena y activa tras superar un cáncer es un proceso que requiere tiempo y espacio, tanto a nivel mental como físico.
  • El deporte tanto si se realiza en casa como al aire libre facilita la recuperación del tono muscular, favorece el descanso y combate la falta de apetito, impulsando así una evolución favorable.
  • Evitar la sobreinformación; es decir, no es aconsejable (y menos aún en los tiempos de pandemia que vivimos) estar permanentemente «conectados», pendientes de cada dato. Porque esa situación lleva asociada una carga emocional negativa que puede generar desconcierto, nerviosismo o ansiedad.
  • Es muy recomendable relacionarse con otras personas ya que ayuda a ver las preocupaciones desde otra perspectiva.

Desde Cigna aseguran que «la remisión del cáncer es una etapa más del proceso oncológico y esta debe ser progresiva y adaptada a las necesidades de cada persona, sin perder de vista que el miedo a la recaída puede manifestarse de diferentes maneras».

Lo cierto es que el enfermo puede sufrir falta de concentración, frustración o tristeza; a nivel físico insomnio, tensión muscular, taquicardia, fatiga; o, incluso, a nivel conductual presentar una actitud irritable y agresiva.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí