La personas mayores deben desayunar alimentos ricos en nutrientes pero pobres en azúcar y sal. He aquí una muestra de varias opciones con consistencia que no engordan pero aportan energía hasta la hora de almorzar.

Para desayunar puede elegir entre los siguientes menús:

@Pixabay

Opción A:

  • Una taza de leche semidesnatada y sin lactosa + café o chocolate puro añadido según gusto (optativo).
  • Una rebanada de pan de espelta integral con aceite de oliva y tomate natural triturado con jamón serrano o de bellota (2 lonchas).

Opción B:

  • Una taza de leche vegetal de sésamo o de almendras o de nueces o de arroz + café o chocolate puro añadido según gusto (optativo).
  • Tortilla francesa de un huevo.
  • Una pieza de fruta madura y de temporada más seis almendras o dos nueces troceadas.

Opción C:

  • Un vaso de zumo de frutas variadas (naranja, kiwi, manzana) sin colar, preferiblemente.
  • 60 g de jamón cocido artesano.
  • Una torta de arroz o de trigo sarraceno con aceite de oliva.
  • Café o té.

Opción D:

  • Un yogur de leche de cabra o bien desnatado de vaca, con nueces trituradas y copos de avena integral.
  • Una rebanada de pan integral de centeno con mantequilla (poca cantidad, unos 10 g).
  • Media taza de compota casera de manzana y pera con canela añadida.
  • Café o té.

Arantza Ostolaza

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí