Kellogs se suma al alivio de la discapacidad visual y apuesta por la tecnología en sus paquetes de cereales, que serán accesibles a partir de ahora.

Las cajas tendrán información relevante de los ingredientes, alérgenos y otros parámetros y podrán leerse gracias a una aplicación móvil que detectará un código único para hacerlo de esa forma accesible.

Kellogs está actualmente trabajando para que todos sus envases de cereales en Europa puedan incorporar en 2022 esta tecnología y con ello ser los pioneros de accesibilidad en la alimentación.

La prueba piloto parte de la organización benéfica británica Royal National Institute of Blind People (RNIB) que mostró que al 98 % de los participantes les gustaría envases más accesibles en el futuro.

Esta tecnología está desarrollada por la empresa española Navilens en colaboración con la Universidad de Alicante y permite mediante cuadrados de colores de alto contraste y un fondo negro, acceder al código para leer.

Para acceder no se necesita estar cerca ya que se detecta hasta a tres metros cuando un comprador ciego o con discapacidad visual apunta su dispositivo móvil a la caja de cereales sin necesidad de tener que enfocarla directamente.

El comprador podrá optar porque se lea en voz alta la información sobre los ingredientes o bien leerla en su dispositivo móvil.

Navilens está disponible en los principales medios de transporte de Madrid, Barcelona y Murcia y permite favorecer la movilidad y hacer muchas actividades, entre ellas, ver museos, exposiciones o transitar simplemente.

En Europa treinta millones de personas actualmente viven con una pérdida global de la visión y eso hace que la información de las cajas sea ilegible para ellos. Con esta apuesta, la empresa enfoca sus nuevos objetivos basados en la diversidad, la inclusión y la equidad.

Javier Pita, CEO de NaviLens, añade: la compañía creadora de la tecnología comenta que «la incorporación de los códigos NaviLens en el envase de alimentos es un paso positivo hacia una experiencia de compra más inclusiva y accesible para las personas con discapacidad visual. Esto permite a las personas con pérdida de visión comprar de forma más independiente y poder elegir sus propios alimentos».

En el mundo hay más de 250 millones de personas con discapacidad visual, de las cuales 39 millones son ciegas. En España 1,5 millones de personas sufren algún tipo de discapacidad visual y alrededor de 70.000 personas presentan ceguera. Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud, estos datos podrían triplicarse antes de 2050.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí