El ciclismo adaptado gana cada vez más peso entre las personas con discapacidad física porque les ayuda a mantenerse en forma y juega un papel importante en la rehabilitación de quienes han sufrido accidentes con lesiones medulares.

Hoy vamos a centrarnos en una de sus modalidades: la bicicleta Handbike. Esta tiene tres ruedas que se propulsa, dirige y frena con las manos. 

Este deporte está indicado para aquellas personas que tengan algún tipo de discapacidad en las extremidades inferiores y/o en el tronco, debido a lo cual no puedan llevar una bicicleta propulsada por las piernas. 

Como en las bicicletas convencionales, existen muchos modelos: de montaña, paseo y competición. Dentro de las de competición las hay en las que la persona vas más sentada o incluso, tumbada. 

A lo largo y ancho de país hay numerosas rutas que puedes hacer con tu handbike. Buscar los tramos más accesibles de las Vías Verdes es la opción más segura para planificar la tuya. Pero antes lo que debes hacer es elegir cuál es la handbike más acorde a tus expectativas 

¿Cuál es la handbike perfecta para ti?

Handbikes para sillas de ruedas

Es una variedad de bicicleta diseñada para una silla de ruedas muy ligera. Se acopla a ella de manera sencilla, posee una empuñadura ergonómica y tiene ruedas de apoyo para poder moverlacon una sola mano.

Handbikes deportivas

Se usan generalmente para participar en cualquier modalidad de ciclismo adaptado, aunque también hay modelos pensados para disfrutar de momentos de ocio (handbikes de paseo). 

La especificidad de estas bicis es se “pedalea” con los brazos, de modo que pueden manejarlas tanto personas con discapacidad en las extremidades inferiores y en el tronco, como lesionados medulares y parapléjicos y tetrapléjicos. 

Disfrutar del ciclismo adaptado es fundamental, pero también lo es tu seguridad. Por eso, antes de planear tu rutahandbike, debes tener en cuenta algunos consejos:

1.Hacer un recorrido por vías verdes siempre es una opción segura para planificar tu escapada. Encontrarás sugerencias e información detallada sobre tramos, inclinación y obstáculos que puedes encontrar en el camino. Elegir una u otra depende sobre todo de tu movilidad y de si vas a hacer un uso urbano-diario, deportivo o mixto. 

2. Tu estado de forma físico. Si quieres hacer una ruta más deportiva opta por los tramos del recorrido con mayor inclinación y obstáculos, mientras que si estás empezando o quieres tomarte esta actividad con calma tienes que elegir aquellos con menor dificultad.

3.Planifícate con tiempo. Deberás estudiar detenidamente la ruta en función de si estás más o menos preparado y del tiempo de que dispongas para acometerla. 

Ahora solo queda subirte las mangas de la camiseta y remar sin parar hasta donde tu handbike te lleve. Te aguarda un mar de sensaciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí