Grupo SIFU, Centro Especial de Empleo (CEE) cerró 2021 con un total de 228 trabajadores contratados con diversidad funcional en la provincia de Ciudad Real. Esto supone, un 26 por ciento más que el año anterior y 47 nuevos puestos de trabajo.

Cabe señalar que, del total de 228 empleados, 86 son de difícil inserción.  Son personas con un grado de discapacidad igual o superior al 65 por ciento.

Este perfil se vio incrementado en un 32 por ciento a lo largo del año pasado. Consiguientemente, la plantilla del Grupo pasó a estar compuesta casi en un 40 por ciento por trabajadores con diversidad funcional.

Esta empresa dedicada a la integración laboral de personas con discapacidad en el mercado de trabajo, especializada en la prestación de facility services socialmente responsables, cuenta con un equipo de 246 trabajadores en Ciudad Real, de los cuales el 92 por ciento de ellos (228) presenta algún grado de discapacidad.

Trabajador Grupo Sifu
Trabajador Grupo Sifu. Foto: Grupo SIFU©

Los perfiles de difícil inserción suponen casi un 40 por ciento del total de empleados con diversidad funcional de Grupo SIFU en Ciudad Real, y crecen un 32 por ciento respecto a 2020.


El vicepresidente de Grupo SIFU, Cristian Rovira, ha subrayado estos datos tan positivos en materia de creación de empleo en 2021. Asimismo, ha ratificado su compromiso con la plena integración de las personas con diversidad funcional y de otros colectivos vulnerables. El principal objetivo es el desarrollo de una sociedad más justa e inclusiva.

«Nos enorgullece trabajar día a día por la formación y profesionalización de personas que a menudo encuentran dificultades para acceder al mercado laboral, pero que cuentan con todas las capacidades para adaptarse a este mercado y ofrecer los mejores servicios en múltiples sectores», ha manifestado el presidente del Grupo.

Grupo Sifu: apuesta por el colectivo de difícil inserción

Como CEE esta empresa se propone no solo la inserción laboral de las personas con discapacidad, en términos generales, sino también específicamente, la inclusión en el mercado laboral del colectivo de difícil inserción.

Se trata de esas personas que presentan una discapacidad psicosocial y/o intelectual, una discapacidad física (motora y no motora) y discapacidad sensorial (auditiva y visual) igual o superior al 65 por ciento; y para las que acceder al mercado de trabajo supone todo un reto.

Menos oportunidades respecto a otros perfiles con discapacidad, pero las mismas capacidades.

En cuanto a volumen de empleabilidad Valencia es la provincia donde mayor número de contratos para personas con diversidad funcional y de difícil inserción creó Grupo SIFU en 2021 con un total de 134 nuevos puestos de trabajo (65 por ciento más que en 2020).

En segundo lugar, se sitúa Castellón con 84 puestos de trabajo de nueva creación. Ciudad Real se posiciona en tercer puesto con esos 47 nuevos contratos, de los cuales 21 son de difícil inserción.

Con 29 años de historia, esta empresa cuenta con una plantilla de 8.000 trabajadores, (más de la mitad con algún tipo de discapacidad. Y está presente en todo el territorio nacional, Andorra y Francia, prestando sus servicios a una amplia cartera de clientes procedentes sectores tan variados como el aeroportuario, farmacéutico, educativo, sanitario, industrial, hotelero, oficinas o grandes superficies.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí