La osteoporosis se cobra aún más víctimas en España

0

La osteoporosis crecerá aproximadamente un 30% de aquí al 2034, clasificando entre sus afectados al 79,2% como mujeres y al 20,8% como hombres.

Actualmente, unos 2.945.00 españoles padecen de osteoporosis, la fractura de los huesos por fragilidad, según el nuevo Informe en España de la Fundación Internacional de Osteoporosis, genera a la sanidad española un elevado coste que supone el 3,8 por ciento de su presupuesto, pero también desamparando a 1.117.000 mujeres en España que actualmente no disponen de tratamiento para combatir la dolencia.

¿Qué es la osteoporosis?

La osteoporosis es una enfermedad “silenciosa” que hace que los huesos tengan una mayor fragilidad, haciéndolos más propensos a romperse ante la más leve y nimia caída. Hoy en día, en España reside casi tres millones de pacientes con esta patología- Según los registros actualizados del último informe europeo emitido por la Fundación Internacional de la Osteoporosis. En otras palabras, tanto el 22,6 por ciento de las mujeres como el 6,8 por ciento de los hombres de 50 años o más, sufren en estos momentos de osteoporosis.

En el informe antes citado se notifica que esta enfermedad ha aumentado su prevalencia sobre la población general en los últimos años, situándose en el 5,4 por ciento de la población, lo que a su vez va en concordancia con el crecimiento del 5,6 por ciento de la media de la Unión Europea. A esta incidencia se suma asimismo el aumento del coste de las fracturas generadas por la enfermedad, el cual supone el 3,8 por ciento del presupuesto reservado por el Ministerio de Sanidad.

A lo largo del informe se documenta toda la epidemiología y la carga económica que la osteoporosis ha generado en 29 países de Europa, señalando entre sus líneas que solo en 2019 se produjeron en España 289.000 fracturas por fragilidad; es decir, unas 33 fracturas por día. Hablamos de lesiones que afectan a adultos mayores, fundamentalmente, y que las más de las veces suelen provocar dolor y discapacidad a largo plazo, amén de costos sustanciales para el sistema de atención médica.

Una enfermedad que promete disparar sus cifras en el futuro

Y es que la osteoporosis es a menudo sinónimo de fracturas de cadera y columna vertebral, diagnósticos que al darse en adultos mayores significan una importante y desastrosa fuente de morbilidad y mortalidad.

«Entre 2019 y 2034, debido a factores demográficos, esperamos que la cantidad de fracturas en España aumente alrededor del 29,6%», consideró José Augusto García Navarro, presidente de la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología (SEGG).

Cuando una persona con osteoporosis no tiene tratamiento, se convierte en alguien cuya salud corre un alto riesgo, enfrentándose además a una desprotección ante posibles fracturas tan latentemente debilitantes como potencialmente mortales.

«Las autoridades sanitarias y los profesionales sanitarios deben tomar medidas para hacer frente a este aumento previsto», instó el portavoz de la SEGG, entidad médica compuesta por más de 2.500 socios unidos por un mismo ideal: impulsar, divulgar e implementar el conocimiento en la salud, la calidad de vida y el proceso del envejecimiento de las personas mayores, recurriendo para ello a una perspectiva individual y social.

¿Su fin? Transferir el conocimiento recopilado a profesionales e instituciones, por un lado, y divulgar e influir en la ciudadanía y la sociedad, por otra parte, .

«Es imperativo que hagamos todo lo posible para garantizar que las personas con alto riesgo de fractura tengan acceso a un diagnóstico y tratamiento oportunos y que existan sistemas para brindar atención sistemática posterior a la fractura para aquellos que ya han sufrido una fractura por fragilidad».

En cuanto al coste de las fracturas contabilizadas y causadas por osteoporosis, cabe decir que en España supone el 3,8 por ciento del coste sanitario del país, aproximadamente, unos 4.300 millones de euros en total, frente a los 104.300 millones de 2019, lo que sitúa a España ligeramente por encima del 3,5 por ciento de la media de la UE.

Son cifras cuya lectura indican un impacto sustancial de la osteoporosis en la población, subrayan del sufrimiento humano causado por las fracturas de huesos, y hablan igualmente de cómo la fragilidad y las fracturas han afectado al presupuesto de salud, en cuyo monto económico se contempla asimismo la carga monetaria del tratamiento y la atención a los pacientes con fracturas osteoporóticas.

En este sentido, puede decirse que el coste económico de las fracturas por fragilidad se ha multiplicado notablemente en España, pasando del 33 por ciento en 2010 a unos 4,3 miles de millones en 2019, lo que equivale a 92,3 euros por persona.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí