Un grupo de niñas con discapacidad, de entre 8 y 15 años, ha exigido a las administraciones que se tengan en cuenta sus intereses y necesidades para lograr la «igualdad real» y sentirse incluidas en la sociedad.

La mayoría de las menores coinciden en que las personas con discapacidad tienen una «mayor dificultad» para que se cumplan los derechos recogidos en la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU y en concreto, han reivindicado el derecho al trabajo, porque, en su opinión, hay «menos oportunidades laborales» para ellas.

Una niña con movilidad reducida participa en la primera Carrera Infantil Adaptada en las fiestas de Sant Roc. Foto: Lorena Sopena©/Europa Press.

¡No estás sola!

«¡No estás sola!» es el título del XXXV webinario, todo un grito de guerra, que organiza CERMI Mujeres.

Allí, las pequeñas han tenido ocasión de defender su derecho a la educación, al trabajo, a la sanidad, a la igualdad y no discriminación, a vivir de forma independiente, a la justicia o a formar una familia.

En este encuentro, las niñas han contado sus experiencias, así como sus necesidades o cómo desean ser tratadas para vivir mejor.

En este sentido, han apuntado que se debería avanzar en la educación inclusiva para conseguir la plena igualdad y han reclamado «más apoyos en las aulas».

También han querido denunciar la falta de accesibilidad en determinados espacios: «Es muy complicado ir de compras cuando todas las tiendas tienen escalones o bañarte en la playa o en la piscina sin plataformas y sillas accesibles», han señalado.

Naciones Unidas «toma nota»

Eliminar las barreras o fomentar la figura del asistente personal son algunas de las demandas de este colectivo que ha sido escuchadas por el experto en infancia y discapacidad de Naciones Unidas y miembro del Comité de los Derechos del Niño de la ONU de 2011 a 2018, Jorge Cardona.

Por su parte, la asesora especialista en discapacidad y desarrollo inclusivo de Unicef, Rosangela Berman, ha señalado que es «fundamental» que todas las personas con discapacidad se junten, intercambien experiencias y se apoyemos entre ellas.

«Es imprescindible escuchar las voces de los niños y niñas con discapacidad para poder apoyarlos desde los organismos internacionales», ha puntualizado Berman.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí