Siga estos diez consejos eficaces contra la depresión

0

A caballo entre un mal actual y una futura epidemia, la salud mental y su bienestar vuelve a hacerse visible hoy, 13 de enero, Día Mundial contra la Depresión.

¿Sabía que la depresión amenaza con convertirse en una de las principales enfermedades de salud de la sociedad? Un problema que no solo zancadillea el ritmo y estilo de vida de quienes la padecen, que también; sino que además obstaculiza a sus familiares y amigos y demás allegados del paciente. Pero existen factores de riesgo que conducen a este mal psicológico y que se pueden evitar, afortunadamente, por lo que es importante mencionarlas para tenerlas siempre presente.

La depresión: un golpe contra la estabilidad emocional

Como cada 13 de enero y a instancias de la Organización Mundial de la Salud (OMS), todo el panorama internacional conmemora el Día Mundial de la Lucha contra la Depresión, a fin de combatir a una enfermedad que aqueja a más de tres millones de personas en España; lo que, siendo exactos, equivale al 6,7 por ciento de la población actual.

Hablamos de una enfermedad muy importante y con múltiples formas, que causa mucho sufrimiento y hasta discapacidad, tal y como hizo ver el presidente de la SEPSM o Sociedad Española de Psiquiatría y Salud Mental, Manuel Martín Carrasco, quien señaló que el problema a futuro de la depresión también alcanza niveles económicos y sociales, «por la discapacidad y los costes asociados, directos e indirectos, que ocasiona».

A juicio de este facultativo, «al hablar de la depresión, es habitual incidir en el proceso de diagnóstico, ya que reconocer los síntomas y buscar ayuda son pasos fundamentales para acceder a los distintos tratamientos eficaces existentes».

Lo que este experto lamenta, no obstante, es que «no suele hacerse tanto hincapié en los factores de riesgo evitables, es decir, en qué podemos hacer para disminuir la probabilidad de padecer una depresión», razón por la que expuso 10 recomendaciones «avaladas por un número relevante de estudios científicos» para luchar contra la depresión.

¿Cómo se puede combatir este problema de salud mental, según este experto?

La primera de estas pautas apunta directamente hacia la importancia ventajosa de hacer ejercicio. Y es que tal y como explica el también director médico de las Hermanas Hospitalarias de Navarra, el ejercicio físico moderado y habitual contribuye a reducir el riesgo de padecer una depresión o, como mínimo, a mejorarla, si uno ya la padece.

Asimismo, cuidar la alimentación y combatir la soledad son el segundo y tercer consejo contra la depresión que dictamina Martín Carrasco, quien aclara en este sentido que una dieta equilibrada, donde se ingieran adecuadamente todos los alimentos fundamentales para el buen funcionamiento del organismo, representa una garantía de salud física y mental.

En cuanto al punto de combatir la soledad, este facultativo defiende que, si bien es cierto que cada persona es un mundo y que existen grandes diferencias personales en el grado de sociabilidad de cada uno, es muy importante contar siempre con que el bienestar personal pasa por los demás, abundando asimismo que tampoco está de más cuidar los sentidos, como la vista o el oído, dado que ambos posibilitan la comunicación y, por tanto, también la interacción con el exterior.

A los consejos arriba recomendados se suma igualmente la necesidad de no descuidar la salud general, máxime cuando cuidar del cuerpo es un acceso directo hacia la atención por la salud mental, ya que toda enfermedad física puede suponer un revés en el estado anímico de una persona.

Con las mismas, también es muy favorecedor evitar los comportamientos adictivos en la lucha contra la depresión, y ello se hace extensible tanto al alcohol como al juego, una sustancia y un comportamiento, respectivamente, capaces de alterar negativamente el sistema de recompensa interno de un individuo y, por consiguiente, incrementan el riesgo de que la depresión aparezca a posteriori.

En estas indicaciones contra la depresión se señala que tampoco está de más conseguir dormir un mínimo de lo necesario por la noche, siempre en el ambiente adecuado y siempre dedicándole el número suficiente de horas de sueño y descanso que el cuerpo precise para recuperarse y despertarse descansado y con las energías recargadas. ¿Lo que no se debe hacer? Regalarle horas de descanso a la actividad.

Y hablando de actividades el portavoz de la Sociedad Española de Psiquiatría recalca la importancia de mantener la actividad y de no renunciar a esta, realizando por ende todas esas actividades significativas que le aporten valor a la vida de uno. Por ejemplo: el trabajo, el deporte, la cocina, viajes o eventos altruistas… aquí las posibilidades son infinitas, afines a los gustos de cada cual.

Lo fundamental, en cualquier caso, es conseguir guardar un equilibrio en esas ocupaciones, teniendo en cuenta todo lo que es valioso para uno, primero, momento en el que se le puede dedicar todo el tiempo oportuno, después, duración y calidad incluidos.

Por último, Martín Carrasco incide en que contra la depresión también está muy bien reflexionar, dedicándole un tiempo periódico y regular a cavilar sobre la propia vida, valorando si esta se está desarrollando tal y como a uno quiere, y planteándose un grado de satisfacción o no con el resultado, debiendo tomar decisiones sin demora, si el resultado no es de buen gusto.

Asimismo, el facultativo recalca la necesidad de trascender, es decir, de no olvidar la dimensión transcendental y espiritual de la vida humana. Una perspectiva que puede enfocarse bien mediante de los demás, por ejemplo, familia y amigos incluidos, o quizá a través de la naturaleza y/o la belleza, la divinidad o la moralidad… etc. ¿El objetivo? Lograr desbaratar la sensación de que la vida de uno mismo es un círculo cerrado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí