Desatado y bien desatado se queda suelto un joven capitalista español ( las tres cosas —la juventud, el capitalismo y la españolidad— son diamantes para la eternidad) y, a lo largo y ancho del escenario, este bravo león, idéntico en fondo y forma a Alberto San Juan, cuenta, tras dejarse el resuello por los suelos, que su mundo, como el de Miguel Bosé, cabe todo en un bolsillo y que nos va a contar su historia, que es la nuestra, la de aquellos deslumbrados por el fulgor de la Transición.

Y va y resulta que, a Alberto San Juan, otro niño de la Transición como tu y como yo le ha dado por meter la mano en el bolsillo y lo ha encontrado peor que vacío; lo ha encontrado lleno de telarañas, pelusas y algún céntimo suelto y caducado.   

Y San Juan no se ha tomado con calma budista darse cuenta que le han (y nos han) robado la cartera que creímos llena y flamante, y hoy, como desde hace una década (así de largo se hace el presente), decide subirse una y otra vez al escenario a desmontar tantas cosas que se creyó (y que nos creímos), que aceptó (y que aceptamos), que quiso ( y que quisimos).

Y así, como un dandy de barrio o un flaneur de callejón, San Juan correo, recorre y pasea por el escenario, marcando el paso con galanura, ironía y desdén, y lo hace para desmontar mitos generacionales e históricos, para aceptar terrores y silencios, para encajar derrotas y maniobras, para hacer paces con padres y madres para no volver a poner el pie en las huellas de sus pisadas.

Y así, como si estuviera preparando un Martini con vodka al descreído James Bond, San Juan sacude y agita, educada e irónicamente, todas las creencias y asunciones que creímos inevitables, todos los dogmas y todos los credos que pensamos eternos, para ponerse a imaginar, como un John Lennon sin misticismos ñoños, todo lo que podría ocurrir si acabase (mos) con la ignorancia, la sumisión y el miedo a caernos del caballo, o a tirarnos, como ha hecho él, soltando las bridas y despreciando las espuelas. No hay otra.

 Teatro del Barrio (Madrid) sábado 3 de febrero  a las 13 horas; miércoles 14 y 28 de febrero, miércoles 20 de marzo y jueves 21 de marzo a las 22 horas

Ficha artística

Dirección, dramaturgia e interpretación: Alberto San Juan.

Diseño de iluminación: Raúl Baena

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí