Y el hombre blanco, caucásico y del primer mundo se dedicó a hacer la vida a su imagen y semejanza reinterpretando y moldeando el mundo, de acuerdo con sus juicios y (pre) juicios y con sus flexibles principios y sus versátiles valores, a su imagen y semejanza.

Paloma Arroyo perceptiva y alerta ha escrito un texto para meter el dedo en las llagas de nuestras certezas de alta gama, para incordiar nuestras firmezas de luxe y para tambalear los castillos de naipes de nuestra moralina de fitness y tai – chi

Así, Ana Contreras recoge los materiales heterogéneos ( que no inconexos) para —con elegancia y suavidad— armonizarlos y encontrar el equilibrio que permita trazar una hoja de ruta para transitar de los delirios de grandeza de un millonario benefactor que interviene en Uganda para volver su vanidad trending topic  a la expedición punitiva y auto mitificada que desvalija a otros pueblos de sus vellocinos de oro, de sus pasiones desatadas, de sus culpas sin remordimientos y de su supervivencia sin lecciones.

Esther Arranz se convierte en una irónica maestra de ceremonias que lleva a Julio Provencio ( que encarna a un taciturno y dubitativo Jason) a través de un viaje por la leyenda y la realidad, por los relatos y sus dueños, por la soberbia y sus causas.

Entre canciones y música, entre visceralidad y pasión, el hombre blanco se encontrará con la apasionada Medea ( a quien Jessica Miranda dota de fiereza y sensatez) y el escéptico hijo de negro de Jason ( a quien Nadal Bin llena de serenidad desalentada).

Y, a lo largo de esta vertiginosa comedia, le ocurrirán muchas cosas más a este hombre blanco mientras, a su alrededor, bailan, danzan y replican Begoña Caparrós, Rita Carrasco, Mamadou Coulibaly, Thomas King, Jessica Miranda y Paola T. (quien les coreografía a todos y a todas).

Jason, Joseph y Julio todos son un hombre blanco, el mismo, que de nada sabe y en todo quiere intervenir, hombres blancos que han hecho un Dios a su imagen y semejantes, hombres blancos, avariciosos, sanguinarios y píos, hombres blancos altivos, desnortados y equívocos.

Tan hipócritas como tú y como yo y como el Colectivo Argonautas, tan capaces de hacer una función resplandeciente e inteligente que nos sirva de purga y placer y broncear la reluciente,  destelleante y lechosa blancura, de nuestras, recién encaladas, pieles europeas. 

Al menos durante un rato.   

Sala Cuarta Pared. Hasta el 9 de diciembre. De jueves a sábado a las 20:30 horas 

Ficha artística

COLECTIVO ARGONAUTAS

Texto: Paloma Arroyo
Dirección: Ana Contreras
Intérpretes: Esther Arranz, Nadal Bin, Begoña Caparrós, Rita Carrasco, Mamadou Coulibaly, Thomas King, Jessica Miranda, Julio Provencio y Paola T.
Coreografía: Paola T.
Música: Alberto Tresguerres
Producción: Becuadro Teatro (espectáculo presentado dentro de la Muestra Surge de la Comunidad de Madrid 2022)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí