La Organización Mundial de la Salud (OMS) estimaba en 2019 que en el mundo había 253 millones de personas con discapacidad visual. De ellos, 36 millones de ciegos y 217 millones con una discapacidad visual moderada o grave. En España, más de un millón y medio de personas padecen baja visión.

Especialistas de Baja Visión en la Universidad del País Vasco han resaltado que el número de personas con baja visión podría triplicarse antes de 2050.

Ante estas premisas cobra especial importancia los nuevos avances tecnológicos que ayuden a esta población discapacitada a desenvolverse en la sociedad de una forma más óptima.

Asociación de Mujeres con Discapacidad Visual Catalina Casian. Fondify.org

Un nuevo estudio, según publican los investigadores de rehabilitación de la visión del Mass Eye and Ear, miembro del Mass General Brigham, en Estados Unidos, en la revista ‘JAMA Ophthalmology’, ha demostrado que un dispositivo de visión por ordenador que se puede llevar puesto, puede reducir en un 37% las colisiones de las personas ciegas o con discapacidad visual que utilizan un bastón largo y/o un perro guía, en comparación con el uso de otros medios de movilidad únicamente.

Ahora bien, se trata de uno de los primeros ensayos aleatorios y controlados que analiza el posible beneficio de los dispositivos. Es decir, hay pocas pruebas de su eficacia en entornos de movilidad diaria reales.

«Los desplazamientos independientes son una parte esencial de la vida diaria para muchas personas con discapacidad visual, pero se enfrentan a un mayor riesgo de tropezar con obstáculos cuando caminan por su cuenta», recuerda Gang Luo, científico asociado en el Instituto de Investigación Ocular Schepens de Mass Eye and Ear, y un profesor asociado de oftalmología en la Escuela de Medicina de Harvard.

«Aunque muchas personas ciegas utilizan bastones largos para detectar obstáculos, los riesgos de colisión no se eliminan por completo», añade. «Buscamos desarrollar y probar un dispositivo que pueda aumentar estas ayudas cotidianas a la movilidad, mejorando aún más su seguridad».

El dispositivo experimental utilizado en el ensayo fue creado por el doctor Luo y sus colegas de su laboratorio de rehabilitación visual, incluido el autor principal Shrinivas Pundlik, que diseñó el algoritmo de visión por ordenador. El dispositivo y la unidad de registro de datos estaban encerrados en una mochila con una cámara de gran angular montada en el pecho y dos pulseras conectadas por Bluetooth que llevaba el usuario.

Un primer plano de la unidad de procesamiento de imágenes del dispositivo de colisión portátil. SALUD MASS EYE AND EAR

La cámara está conectada a una unidad de procesamiento que capta imágenes y analiza el riesgo de colisión en función del movimiento relativo de los objetos entrantes y circundantes en el campo de visión de la cámara. Si se detecta una colisión inminente en el lado izquierdo o derecho, la pulsera correspondiente vibrará; una colisión frontal hará que vibren ambas pulseras.

Este dispositivo analiza el movimiento relativo, avisando sólo de los obstáculos que se acercan y que suponen un riesgo de colisión, e ignorando los objetos que están en medio.

El doctor Luo y su equipo pretenden aprovechar las mejoras que se están produciendo en la potencia de procesamiento de los móviles y en las cámaras para que el dispositivo sea más pequeño y estéticamente más atractivo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí